EL ILUSIONISTA, de Sylvain Chomet: TRISTE CHOMET, QUE NO TATI

Calificación: 4/10

Sé que esto le puede decepcionar a alguno, con todo lo que me refocilo aquí en las series de la B a la Z, pero mi director favorito de todos los tiempos es Jacques Tati. Por ello, cuando me enteré del proyecto de El ilusionista -un guión del Tati nunca rodado que se iba a convertir en un filme de animación para poder “revivir” al maestro- creí que me iba a dar el mayor atracón de cine de todo el 2011, o tal vez desde que vi lo último del genio por excelencia del cine cómico de la segunda mitad del siglo XX: Zafarrancho en el circo.

Pero he aquí este filme lúgubre en el que Chomet, adaptando el susodicho guión, parece haber vampirizado por completo a Tati, o, expresándolo de otra manera: El ilusionista es una película de Sylvain Chomet, pero en absoluto de Jacques Tati, y los que esperen encontrarse esto último se van a llevar una desilusión tan amarga como lo es el segundo largometraje de este animador francés.

Cierto que Chomet se ahorra el feísmo de sus anteriores trabajos, pero se le va la mano con lo sombrío y lo lloroso. Tanto, que la aparición de un fragmento de Mi tío (la película de Tati de verdad, no dibujada) supone tanto un pequeño salvavidas como una constatación de que el maestro jamás siguió estos derroteros.

Nos han cambiado las carcajadas por el nudo en la garganta perpetuo; el colorido, por la negrura; y la bonhomía (cada vez más matizada y agridulce, eso sí), por la desesperanza más cruda. Insisto: esto no es Tati, y, aunque Chomet deslumbre con su trazo y su competencia técnica, nos escamotea la esencia del creador del cartero François y Monseiur Hulot sirviéndose de él como coartada, lo que encuentro imperdonable. Y como una imagen (o dos) vale(n) más que mil palabras, comparad vosotros, queridos lectores:

* EL ILUSIONISTA (2010). DIRECTOR: Sylvain Chomet. ANIMACIÓN. NACIONALIDAD: Francia. El DVD saló  la venta el 17 de abril, pero puedes descargar la película aquí.

************************************************************************************************

RESTLESS, de Gus Van Sant: BENDITAS OBRAS MENORES

Calificación: 6/10

A pesar de que el visionado de la obra maestra Drugstore Cowboy me hiciera pensar lo contrario, ha sido Gus Van Sant un cineasta de trayectoria especialmente irregular y hasta errática y contradictoria. Van Sant es capaz de lo mejor y lo peor, de estirarse desde lo más indie hasta lo puramente mainstream, y de la agudeza y el trazo poético hasta la ramplonería sin paliativos.

Curiosamente, lo más alabado de él, ya sea por el gran público (El indomable Will Hunting) o por los jurados de los festivales (la espantosa Elephant) resulta lo menos aprovechable de su obra, mientras que un filme como el que nos ocupa, repudiado por propios y extraños en tanto en cuanto historia de amor entre chico rarito y chica con enfermedad terminal, supone un modesto pero estimulante placer arrojado al vertedero de las obras menores.

Claro que no resulta fácil asumir como espectador un argumento así, pero este está desarrollado con sensibilidad en vez de con sensiblería, artificio o extravagancia (sí, incluso en lo que concierne a las apariciones del fantasma del kamikaze), y le añade atractivo una estética que recuerda tanto a la Nouvelle Vague como al título de culto Harold y Maude.

Pues si las “obras mayores” son como Elephant, bendita sea una como esta.

* RESTLESS (2011). DIRECTOR: Gus Van Sant. INTÉRPRETES: Mia Wasikowska, Henry Hopper, Ryo Kase, Schuyler Fisk, Jane Adams. NACIONALIDAD: EE. UU. El DVD y Blu-Ray salen a la venta hoy, día 24 de abril, pero puedes descargar la película aquí

************************************************************************************************

TENÍAS QUE SER TÚ (LEAP YEAR), de Anand Tucker: DESDE IRLANDA CON AMOR… Y DESDE LA CRÍTICA CON ODIO

Calificación: 6/10

Sí, queridos lectores: esta es la única reseña en español que vais a encontrar -en la Red y también fuera- favorable a esta comedia, al menos si exceptuamos lo que en Filmaffinity hacen pasar por tal, que ya me ocuparé otro día de hablar de eso…

A lo que iba: Amy Adams, después de tres nominaciones a los Óscar, por fin consigue su primer vehículo de lucimiento absoluto, que no su primer papel protagonista (la célebre producción de Disney Encantada), y se trata de una comedia romántica, más que típica, prototípica, lo que para los críticos de los medios oficiales supone lo que para la bruja de El Mago de Oz los chapines de rubíes cuando los calza Dorothy

Como decía cada dos por tres en mi antiguo y extinto blog, dichos críticos –aunque ahora también, y por simbiosis, cada vez más los de blogs de Internet-, por algún motivo que no he logrado entender aún, abominan de los clichés de la comedia romántica y el slasher, mientras se pirran por los del realismo social y del cine de autor. Y así, un filme mil veces visto pero agradable y competente como Tenías que ser tú recibe los improperios más soeces entre espumarajos; y un filme mil veces visto pero desabrido y al que se le notan tanto las costuras como Fish Tank recibe las lisonjas más rastreras e injustificadas.

En fin, Leap year: chica pija y llena de determinación viaja a Dublín para pedirle a su novio, pijísimo también, que se case con ella aprovechando una vieja costumbre local. Por el camino conoce a otro chico resentido, cabezota y bastante guapo (Matthew Goode). Después de una serie de divertidos gags que recuerdan al slapstick más puro, especialmente a Sucedió una noche (no es coña), se puede comprobar que la trama no depara grandes sorpresas, pero sí bastante entretenimiento, una actuación magistral de la protagonista y, de paso, una fotografía notable… salvo que uno sea crítico de cine de los “serios”, irlandés o ambas cosas, claro.

* TENÍAS QUE SER TÚ/LEAP YEAR (2011). DIRECTOR: Anand Tucker. INTÉRPRETES: Amy Adams, Matthew Goode, John Lithgow, Adam Scott, Kaitlin Olson. NACIONALIDAD: EE. UU. El DVD y Blu-Ray se reeditan hoy, 24 de abril, pero puedes descargar la película aquí.


 

Anuncios